lumminiscències

Como el mismo título indica: luces intermitentes

¿Nacer, crecer, reproducirnos y…morir?

a320093fd04e917d14ed3b815da3b818

PUNTOS 28/5/2017 (Madhuban): * Considerad ese viejo cuerpo un tesoro invalorable que habéis recibido del Padre. Es como si estuvierais viviendo en ese cuerpo como un huésped (mehmaan); usad el cuerpo para una gran tarea (mahaan). El hogar del cuerpo de todos vosotros es la forma angelical.*

Hoy, al sentir esa palabra “huésped”, me he trasladado automáticamente al escenario de la serie “La puerta estelar”(Stargate), great-pyramidy la verdad…, la imagen no es muy reconfortante porque allí se mostraba una especie de parásito gusano (goa’uld) que se introducía en un cuerpo, robando su personalidad; un cuerpo parasitando otro cuerpo. En esta cuestión no se trata de eso, aquí se nos dice que nuestro cuerpo solo es un traje que usamos para vivir en la Tierra, un traje de carne y huesos con órganos de los sentidos, sin un alma dentro, que solo tiene vida cuando nosotros, las almas, entramos en ellos.

Dios nos recuerda ahora, que hemos recibido en particular este último cuerpo, precisamente en estos tiempos, como un tesoro para realizar una gran tarea. Gran en el término de algo superior, no solo para simplemente nacer, crecer, reproducirnos y morir como hemos estado haciendo imagesdurante medio ciclo (2500 años). Ahora hay que pasar a un nivel más sutil, la humanidad entera ha de pasar a ese estado. Cuando se trasciende a un estado sutil, no hay conciencia de materia ni todo lo que se relaciona con ella, como es la energía densa y todo lo que nos ha enredado en los vicios que es con lo que estamos familiarizados.

El traje que únicamente nos pertenece es el traje de la forma angelical, el contorno de luz de nuestro cuerpo. El hogar real del alma es la forma de luz. Es tiempo de usar ese nuevo hogar/traje que ahora se nos revela y que siempre ha estado ahí, alrededor de nuestro traje físico: el cuerpo de los órganos sintientes. Si nos consideramos cuerpos angelicales, no seremos capaces de realizar acciones que nos amarren al barro del suelo; no armonizan acciones ordinarias con un ángel. Visualicémonos de esta forma cuando nos veamos en el espejo y cuando veamos a los demás.

 

Anuncis

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s

%d bloggers like this: